¿Podemos liberar teléfonos móvil por nuestra cuenta?

Cada vez que adquirimos un móvil con permanencia, éste pertenece a la compañía de telefonía que hemos contrado ya que está «bloqueado». El proceso hace que sólo podamos usar el teléfono móvil con tarjetas SIM de este operador y si queremos usarlo con otro, deberemos liberarlo. Y aunque la mayoría de las liberaciones pueden hacerse en cualquier pequeño comercio de nuestro barrio, debemos tener en cuenta que hasta que no acabe la permanencia con nuestro operador, deberemos pagar por realizar esa liberación.

Desbloqueo de móviles

El desbloqueo, denominado «SIM lock», se lleva a cabo de forma habitual en tiendas físicas y on line, algo que permite a los usuarios romper los candados sin necesidad de que el operador facilite el código de liberación, aunque se debe pagar por ello. En España, algunas sentencias han determinado que liberar móviles no es delito, aunque sí puede suponer el incumplimiento de contrato del cliente con el operador.

No es ilegal realizar un «jailbreak» al iPhone («romper la jaula»), un proceso por el cual se modifica el sistema operativo del terminal para permitir la instalación de aplicaciones no autorizadas por el fabricante. Pero sí supone la pérdida de la garantía del dispositivo al haber violado las condiciones de uso. Esto implica que Apple no podrá reparar el terminal en el periodo de garantía si la técnica utilizada para realizar el «jailbreak» es irreversible. Por tanto, es un proceso que se debe hacer bajo la propia responsabilidad del usuario. Sin embargo, organizaciones como Free Software Foundation Europe, consideran que, según la Directiva 1999/44/CE, modificar el software de un dispositivo es legal y no es suficiente razón para perder la garantía.

Desbloqueo de DRM

En España, el caso de dispositivos que se modifiquen para saltarse una protección anticopia, como un sistema de gestión de derechos digitales (DRM) o alterar una consola para su uso con videojuegos no oficiales, no puede tratarse de forma general, ya que, en función del método elegido y sus matices, se puede incurrir o no en un delito, según el artículo 270.3 del Código Penal, donde se castiga «(..) quien fabrique, importe, ponga en circulación o tenga cualquier medio específicamente destinado a facilitar la supresión no autorizada o la neutralización de cualquier dispositivo técnico que se haya utilizado para proteger programas de ordenador o cualquiera de las otras obras, interpretaciones o ejecuciones».

Por este motivo, es legal saltarse protecciones anticopia de CD o DVD para ejercer el derecho a copia privada prevista por la legislación, siempre y cuando se utilicen aplicaciones multipropósito o procedimientos generales no desarrollados de forma específica para esta labor.

 

Y aunque el «jailbreak» no sea ilegal, supone la pérdida de la garantía del dispositivo al haber violado las condiciones de uso de Apple. Desbloquear o liberar dispositivos, aunque muchos crean lo contrario, no es ilegal, ni es delito. Siempre quedará la opción de comprar un teléfono móvil libre de fábrica para poder usarlo con las tarjetas SIM de cualquier operador y que además, no tendremos que pagar en ningún momento por ello.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad